Hoy en día, se ha vuelto difícil alentar a los niños a practicar deportes. Muchos preferirían jugar versiones virtuales del deporte en una consola de juegos dentro de su hogar. Cuando juegan videojuegos, tienen acceso a comida y comodidad. Sin embargo, los videojuegos y las versiones virtuales del deporte no son saludables cuando se trata del desarrollo a largo plazo de sus habilidades físicas y mentales.

A veces, incluso los padres pueden ser parte de este ciclo.

Los padres pueden prestar demasiada atención a lo académico. Si bien los académicos ocupan un lugar importante, hay algunas cosas que los académicos no pueden dar a los niños. Por eso es importante que los niños practiquen deportes, porque los deportes tienen ventajas que los académicos no pueden proporcionar.

Cuando los niños son pequeños, necesitan adquirir ciertas habilidades que les servirán en el futuro. Los niños pueden aprender estas habilidades deportivas. Comprender el juego limpio es muy importante; Esta comprensión proviene del juego en equipo en la infancia. Esto se vuelve importante más adelante en la vida cuando una persona está involucrada en un entorno de equipo en el lugar de trabajo. Cuando los niños compiten con sus amigos y ganan o pierden a su vez, se dan cuenta de que es importante respetar a sus rivales y respetarlos.

Importancia del deporte

La capacidad de perder también es muy importante para el desarrollo mental del niño. Los niños generalmente obtienen lo que quieren y necesitan de sus padres. Sin embargo, cuando tienen que competir con otra persona para obtener un premio, y pierden, les enseña que no podrán obtener lo que quieren todo el tiempo en la vida. Para los niños, el deseo de ser aceptados por sus compañeros es algo que está profundamente arraigado en su psique, y los deportes les brindan una plataforma donde pueden realizar sus talentos, y si son talentosos y atléticos, pueden desarrollar sus talentos y obtener reconocimiento, que tanto deseas

Los deportes pueden ayudar a los niños a desarrollar la confianza en sí mismos. Los deportes, las ganancias y pérdidas regulares y el trabajo duro pueden hacer mucho para mejorar la autoestima de un niño. Al practicar deportes, los niños pueden aprender lo que pueden y no pueden hacer; de esta manera, también pueden entender de lo que son capaces y cómo pueden mejorar ellos mismos.

Además, hay beneficios físicos para los niños. La inacción es una de las principales causas de obesidad infantil; practicar deportes significa que tendrán que hacer ejercicio regularmente. Esto puede ayudar a mantenerlos saludables. La actividad física regular puede preservar la salud de los niños, y la actividad puede garantizar el desarrollo saludable de los sistemas muscular, esquelético y cardiovascular.

Resumen

Los premios, como las medallas baratas, pueden dar a los niños el incentivo que necesitan para interesarlos en este deporte. Con estos signos de aprecio y atención, los niños sentirán que tienen algo que mostrar en sus esfuerzos. Las escuelas generalmente compran medallas baratas a granel para que puedan otorgarlas como premios a los niños que ganaron o participaron en eventos

Sobre El Autor

Avatar

Artículos Relacionados